Diferencia entre Puerta de Seguridad y Puerta Blindada

Diferencia entre Puerta de Seguridad y Puerta Blindada

La puerta es el símbolo de la apertura a lo íntimo, a lo familiar y al ámbito privado pero también implica una seguridad y no dejar de ser sinónimo de estar resguardado frente a las agresiones externas. En la mayoría de los hogares e instituciones públicas o privadas se emplean, actualmente, dos tipos de puertas; la puerta de seguridad y la puerta blindada. Sin embargo, se suele confundir la acepción de ambas, creyendo que son títulos sinónimos.

En realidad no. La puerta blindada y la puerta de seguridad tienen unas especificaciones distintas y alguna que otra diferencia. Por ello si estás pensando en adquirir una o varias puertas tanto para un negocio, institución o entidad privada como para un hogar, te recomendamos que leas atentamente cuáles son las principales diferencias. De este modo te garantizarás que estás comprando exactamente lo que querías.

¿Qué es una puerta de seguridad?

Las puertas de seguridad cuentan con un marco y una estructura de metal y acero, elementos resistentes de manera adicional, sistemas de cierre preparados para resistir cualquier intromisión tanto de habilidad o como violentas. Toleran taladros, roturas, extracción, ganzuado, bumping o impresión. Se trata de una puerta que cuenta con potencia de cierre, la opción de detección anticipada, doble cerradura y etcétera en función de las necesidades que tengas.

Una puerta de seguridad debe tener dos certificaciones que son la EN1627 y la EN85160. Estas dos certificaciones garantizan que la cerradura y la estructura de la puerta así como el escudo y el bombín han pasado exitosamente los ensayos contra ataques tanto en el supuesto de que sean por habilidad como si se tratan de atravesar de manera violenta. Por cierto que esta ya es una de las diferencias entre puerta blindada y de seguridad ya que las primeras no requieren de certificado.

¿Qué es una puerta blindada?

A pesar de ese nombre tan evocador y cinematográfico, una puerta blindada no requiere de certificación de ningún tipo por lo que no se garantiza que sean resistentes contra todo tipo de técnicas de habilidad o violentas de incursión en un domicilio, negocio o institución que cuente con estas puertas. Habitualmente son las que se encuentran en casas de nueva construcción ya que, siendo más seguras que las no reforzadas, son más económicas que una puerta de seguridad.

Las puertas blindadas tienen una estructura de madera que ha sido reforzada con dos chapas de acero de unos 2 mm de grosor. Asimismo, los marcos son de madera y ofrecen seguridad en barrios residenciales y zonas comerciales vigiladas. En el caso de que se cuente con una de estas puertas y se necesite reforzar, resulta preferible plantearse si no resultará óptima una puerta de seguridad.

Diferencia entre puerta de seguridad y puerta blindada

Como ya hemos visto describiendo las características de una puerta de seguridad y de una puerta blindada, las diferencias son palpables ya que mientras que la primera proporciona el 100% de seguridad, la segunda está presente en cientos de miles de hogares y negocios en todo el mundo (aunque estos últimos cada vez son más afines a optar por las puertas de seguridad). Veamos las diferencias enunciadas:

Certificado de garantía contra robo: Mientras que una puerta blindada no requiere de certificado, las puertas de seguridad sí. Esto significa que cuando adquieres una puerta se de seguridad, tienes la garantía de que ha sido sometida a una serie de pruebas de calidad que ratifican que resiste contra intentos de intromisión tanto de habilidad como de tipo violento. En cambio la puerta blindada no.

Metal y acero versus madera y dos chapas de acero: La puerta blindada cuenta con dos chapas de acero de 2 mm cada una pero la estructura es de madera. Sin embargo, la puerta de seguridad tiene el marco y la estructura de madera.

Diferencia entre Puerta de Seguridad y Puerta Blindada
Scroll hacia arriba